Ministro de Agricultura junto a Intendente Regional participaron de proceso exportador de 57 millones de bulbos de lilium

Chile es el segundo país en producción de lilium, cuyas flores hoy se encuentran en mercados tan exigentes como Estados Unidos, México, Australia, Japón, China y Holanda, entre otros.

En plena temporada de inspección, certificación y exportación de bulbos de lilium se encuentra la región de Los Ríos, proceso que fue supervisado por el Ministro de Agricultura, Carlos Furche, junto al Intendente Regional, Ricardo Millán, la tarde del 09 de agosto en San José de La Mariquina.

Chile es el segundo país con mayor superficie plantada en este rubro, con 600 hectáreas, alcanzando al 11% de la producción mundial. En la Región de Los Ríos, el volumen de exportación ha ido en un sostenido aumento, el año 2015 fueron 36 millones de unidades, el 2016 bordeó los 40 millones de bulbos y este año se superarán los 57 millones, con una proyección de crecimiento del 10% para la próxima temporada.

En este sentido, el Ministro destacó el desarrollo del sector. “Chile tiene un gran nivel en las exportaciones de bulbos de flores, ya que hay ventajas competitivas para su producción, como son el clima, el suelo y el estándar fitosanitario que entrega el SAG, por ello hemos puesto énfasis en que nuestro Ministerio trabaje junto a los productores y exportadores, quienes además generan una fuerza laboral importante en esta región, lo que contribuye al crecimiento del rubro”, declaró Carlos Furche.

China, Japón, Holanda, Australia, México y Estados Unidos son los países de destino para más de 50 variedades de lilium, entre ellas; Siberia, Concador, Lesotho, Montezuma, Rialto, Sapporo y Tresor. En Los Ríos están presentes dos de las siete empresas del rubro -Chile Bollen en Río Bueno y Valdivia Lilies en San José- esta última fue visita por las autoridades regionales, en el marco de la agenda del Ministro de Agricultura en la región.

Oportunidad donde el Intendente señaló “Hoy lo que tenemos es una empresa importante para nuestra zona, produciendo bulbos con una manufactura consolidada, lo que es una señal de cómo la región debe pensar en la diversificación productiva, a partir del material base que es campo. Hemos estado colocando mucho énfasis en esto, porque teniendo agua, tierra y personas con ganas de trabajar, podemos mejorar el desarrollo económico, más con el impulso de nuestros empresarios, quienes nos entregan una oportunidad realmente importante para abrir posibilidades exportadoras, que es la línea que tiene que llevar la región para generar producción que apunte hacia el crecimiento”.

La visita también fue destacada por la empresa exportadora. “Tener presente en el proceso exportador a las autoridades es muy importante, porque han visto todo el trabajo que realizamos aquí, donde en temporada alta tenemos 300 colaboradores y estas actividades favorecen nuestro trabajo como productores, fortalecen la relación entre el sector público y el privado para que continuemos trabajando juntos, apoyándonos mutuamente y así seguir creciendo como rubro, como región y como país”, declaró el Gerente General de Valdivia Lilies, Alex Aylwin.

Certificación SAG

Pero para que dicho producto llegue a mercados tan exigentes como el americano, europeo y asiático, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) debe certificar que cumplan con las condiciones fitosanitarias exigidas por los países de destino, labor que está en plena ejecución.La labor del SAG consiste en la inspección de los bulbos para la certificación de la condición fitosanitaria del material de propagación para exportación, sin embargo, la temporada comienza un año antes con la inscripción de variedades, captación de muestras para análisis de virus del material de plantación, inspecciones de campo, muestreo en campo para la determinación en laboratorio de la ausencia de nematodos, insectos y ácaros, requeridos por el país de destino.

EDICION. 731